Inicio OPINIÓN Al Rincón de Pensar: A la Infanta Cristina

Al Rincón de Pensar: A la Infanta Cristina

1602
0

Búscate otro perro que te ladre, princesa/. (Recojo el verso de una canción de Sabina). Ahora se me descuelga usted, de modo infantil, Infanta,  con que tiene ganas de que termine el proceso de su duque y esposo –y el suyo propio- para marcharse de España  y no volver a pisarla nunca más. En menudo aprieto ponen sus declaraciones a su regio hermano. Ha sido el problema de repetir el amor a España de todos sus antepasados. Desde su tatarabuelo Alfonso XII, su bisabuelo ,Alfonso XIII, que también, por amor a España, apoyo y reinó bajo la dictadura de Primo de Rivera ,de 1923, a 1930.

Su propio Abuelo, el Conde de Barcelona, cedió los derechos dinásticos, a su señor padre, también “por amor a España”. Por cierto, que solo le conozco su declaración de no querer volver a España, pero ignoro si ha renunciado usted a sus derechos sucesorios. Que creo que están el quinto o sexto lugar en el orden sucesorio.

A España debe usted agradecer, haber nacido dentro de las comodidades y la holgura de un palacio a gastos pagados.. España ha pagado la educación, suya y de sus hijos. España pagó su boda con el apuesto deportista y posterior Duque. A España debe usted, los puestos de trabajo que ha desarrollado, entrando por acceso directo, sin enfrentarse a la dura prueba de una oposición.

No, si no me quejo de que quiera usted desaparecer de nuestras vidas. No va a conmocionar al pueblo español, su marcha, de una vez y por todas.

Yo solo quería decirle, que España la había tratado siempre bien. Que quién atentó contra España fueron ustedes. Que los negocios sucios, los montó su marido. Que las sociedades que se llevaban nuestro dinero fuera de España, eran suya y de su esposo.  Que los políticos que les dejaron apropiarse de un dinero ilícito, eran políticos palaciegos, de los que aman España.

Pero además Señora, antes de marcharse de una vez y para siempre, de España, le toca esperar a que un juez decida si se va o si le seguimos pagando el mantenimiento en esta España tan amada por sus antepasados. En el mejor de los casos, creo que debe sacar un solo billete de ida,-y tendrá usted mucha suerte-. Porque espero, y deseo, de que su duque empalmado, se quede entre nosotros durante algún tiempo más.

Y por favor, señora, si tiene usted la suerte de que  su Señoría, la deje marchar de España, no vuelva. El pueblo se recuperará de tan dolorosa pérdida, y podremos sobrevivir.

Por todas las incongruencias  que manifiesta,  esta sección le condena a pasar una semana en este rincón de pensar,, pena que solo podría ser modificada por la decisión judicial de trasladar sus reales posaderas, a lugares de mayor calado.

Búscate otro perro que te ladre, infanta.